El Espacio Europeo de Investigación (European Resarch Area -ERA) se define como un área de investigación europea unificada, abierta al mundo y basada en el mercado interior. De esta manera se debería de lograr la libre circulación de investigadores, conocimiento científico y tecnología. Las primeras menciones al ERA datan de 2000 con la comunicación “Hacia un Espacio Europeo de Investigación”, y desde la fecha se ha ido avanzando en el proceso de integración y es un elemento clave de la Estrategia Europa 2020.

En 2010 la Comisión Europea publica Europa 2020 -  Una estrategia para un crecimiento inteligente, sostenible e integrador, más conocida como Estrategia Europa 2020, que es la estrategia europea para un crecimiento inteligente, sostenible e integrador. Esta estrategia establece cinco objetivos para el año 2020 en materia de empleo, innovación, educación, integración social y clima/energía y viene acompañada de siete iniciativas, tres de las cuales tienen una relación más directa con la I+D+I:

  • Unión para la Innovación, persigue coordinar los esfuerzos en investigación e innovación que permitan alcanzar los objetivos de la estrategia. 
  • Una política industrial integrada para la era de la globalización, propone un nuevo enfoque de la política industrial, centrándose en la competitividad y sostenibilidad de la industria.
  • Agenda digital para Europa, busca impulsar la economía de Europa aprovechando los beneficios sostenibles, tanto económicos como sociales, de un mercado único digital. 

Es en base a esta estrategia que se han desarrollado muchos de los programas de financiación de la I+D+I, entre ellos Horizonte 2020 y Horizonte Europa

Uno de los aspectos más importantes que derivan del ERA y de la Estrategia Europa 2020 es el acceso abierto a la información. Una publicación del 2016, Open Innovation, Open Science and Open to the World – A visión for Europe, hacia una especial mención a este aspecto, así como la propia estrategia de Mercado Único Digital 2014-2019.  

Además, a finales de 2019 se publicaba el Pacto Verde Europeo (European Green Deal) que se define como la nueva estrategia europea de crecimiento y marca el camino hacia una economía sostenible, esto es la UE será climáticamente neutra en 2050. La realización de este objetivo implica transformar los retos climáticos y medioambientales en oportunidades en todos los ámbitos políticos y económicos, de tal forma que es necesario actuar en y reclamar la participación de todos los sectores de la economía, incluidos la investigación, el desarrollo tecnológico y la innovación. 

Durante los últimos años se ha ido introduciendo el concepto de misiones, sobre el que se ha ido trabajando para definir el programa marco de investigación e innovación (Horizonte Europa). En abril de 2019 el Consejo y el Parlamento llegaron a un acuerdo sobre el nuevo programa en base al cual la CE empezó a definir el contenido del mismo. De esta forma, unos meses más tarde se publicó el documento “Orientations towards the first Strategic Plan implementing the research and innovation”, en el cual se pueden ver los principales desafíos identificados, las prioridades políticas y los impactos esperados, así como las misiones y las asociaciones europeas.

Las misiones son formas de enmarcar los desafíos en problemas concretos que requerirán que múltiples actores trabajen juntos de nuevas maneras. Centrarse en los problemas, y no tanto en los sectores como se ha hecho tradicionalmente, permitiría transformar los patrones de producción, distribución y consumo en varios sectores en nuevas direcciones. Hasta la fecha se han definido 5 misiones:

  • Adaptación al cambio climático, incluida la transformación social
  • Cáncer
  • Ciudades climáticamente neutras e inteligentes
  • Océanos, mares, aguas costeras e interiores saludables
  • La salud del suelo y la alimentación